De la Despersonalización

Introducción

Krishnamurti: ”Lo importante, por cierto, no es si hay o si no hay continuidad después de la muerte, sino por qué creemos. ¿Cuál es el estado psicológico que exige creer en algo? (…) Un hecho no exige creencia de vuestra parte, por cierto. El sol se pone, el sol sale: eso no exige creencia. La creencia sólo se origina cuando queréis interpretar el hecho de acuerdo con vuestros deseos, con vuestros estados psicológicos, para satisfacer vuestros propios prejuicios, vanidades e idiosincrasia.”

————————————————————-
¿Somos capaces de ser receptivos?

Debemos intentar analizarnos, estudiarnos, vernos desde fuera y superar en gran medida la identificación con nuestros preconceptos en las sociedades en las que nacemos.

Muchas personas quieren ver y descubrir, en todo fenómeno natural, sus propios prejuicios, preconceptos, opiniones y teorías; Lo volveré a repetir ¿Somos capaces de ser receptivos?¿Podemos ver lo nuevo con una mente limpia y espontanea?
“Que los fenómenos le hablen al sabio, sería lo indicado; Pero muchos “sabios” de estos tiempos no saben ver los fenómenos, sólo quieren ver en los mismos la confirmación de todas sus teorías y preconceptos”.

Y he aquí la dificultad principal de la llamada Despersonalización:

Nacemos, nos desarrollamos, nos educamos en una familia y sociedad, vamos aprendiendo a manejarnos por la vida, compartimos con ciertos grupos un modo de ver la misma y cuando nos diéramos cuenta…volveríamos a empezar.
El hombre, internamente, parecería que buscara de manera social una afinidad y un consenso de esa percepción de la Realidad para crear y entender la misma.
Sin embargo una vez encontrado y compartido con sus semejantes esa percepción de la Realidad correría el riesgo de un estancamiento. Cientos, miles de grupos, de culturas, de asociaciones, de costumbres, de modos de vivir, de religiones…El hombre, habiendo encontrado su grupo afín, llegaría a un estado de bienestar o seguridad y pareciera que se quedara “saciado” de esa búsqueda y se estancaría. Es justamente aquí, en esta puesta en común, donde puede darse una Identificación mayor con sus ideas. Y, lo que fueran en un principio Datos estables o ideas compartidas, terminarían reafirmándose una y otra vez con sus grupos afines convirtiéndose en Preconceptos.

De hecho percibiríamos la realidad solo en la parte que nos fuera afín a todos nuestros preconceptos, propias teorías e ideas. Es el filtro por el que pasa nuestra percepción del mundo.
La frase: “Lo exterior es reflejo de lo interior”, tiene gran significado aquí.
No se trata de no tener Ideas estables. Todos las tenemos pues nacemos en contextos ( Lugar, Tiempo, Familia, Educación…etc). Sino de que una vez nos identificamos con las mismas….no somos capaces de percibir la Realidad que nos rodea de una manera diferente a ellas.

No hablo de que no podamos tener grupos afines o compartir en sociedad. De hecho, lo hacemos constantemente.

Hablo de dejar un rincón en nosotros, hablo de dejar un pequeño espacio para no estancarnos. Hablo de un camino más individual.
La Despersonalización nace de la meditación, nace de la soledad, nace de la observación de nuestras propias impresiones, nace del propio análisis individual.

Justamente lo que hacen los preconceptos es reducir la información que nos llega y pasarla a través de un embudo para adaptarla a lo que yo quiero y deseo. Todo en pos de una de reafirmación interna.

Cuando una persona desea creer, desea oír y que le digan aquello que quiere escuchar, si le dan 99 razones lógicas, probadas y demostradas, y tan sólo 1 razón basada en lo que quiere oír no dudará en aferrarse a ella.

Sin embargo la despersonalización va más allá: No sólo de nuestras ideas más aferradas y de las que somos en gran medida esclavos (ideas preestablecidas o preconceptos), sino también de nuestros Datos estables o ideas que podemos manejar mejor.
La despersonalización es preguntarse continuamente: ¿Qué hago aquí? ¿Donde estoy? ¿Quien soy?.
Unas simples preguntas realizadas en soledad que con el tiempo se integran en nosotros alcanzando un estado de alerta y percepción diferentes en la vida diaria.

Y, al contrario de la reafirmación interna que hacen cientos de ideas preestablecidas, cuanto más ampliamos nuestro interior y consciencia, más nos damos cuenta de lo poco que sabemos por la nueva información que somos capaces de percibir.

Luis Sanmartin.



Compartir