María de Nazaret (madre de Jesús)

Según diversos pasajes neotestamentarios pertenecientes al Evangelio de Mateo, al Evangelio de Lucas y a los Hechos de los Apóstoles, como también distintos textos apócrifos tales como el Protoevangelio de Santiago, María (en arameo, מרים, ‘Mariam’), madre de Jesús de Nazaret, fue una mujer judía de Nazaret de Galilea, que vivió entre fines del siglo I a.C. y mediados del siglo I d.C. También el Corán (siglo VII), libro sagrado del islam, la presenta como madre de Jesús (Isa), bajo su nombre árabe, Maryam o Miriam.

https://es.wikipedia.org/wiki/Mar%C3%ADa_(madre_de_Jes%C3%BAs)

Descargar


 

Laura: ¡Bienvenido!

Nian-El: Gracias siempre por esta cálida bienvenida, por haberme llamado, por haberme convocado. Es la segunda vez que me contacto con vosotros a través de este querido receptáculo y siempre… siempre entiendo ¿no? como mensaje inicial antes de la entrevista, entiendo que soy una figura importante en vuestro mundo aunque realmente no me considero que haya hecho nada del otro mundo. Fui una madre corriente y tuve la suerte de tener un hijo como el que tuve, simplemente.

Laura: ¿Podría darnos su nombre conceptual?

Nian-El: Nian-El. Ya lo di en una sesión anterior y está bien que quede grabado.

Laura: ¿En qué plano vibracional se encuentra actualmente?

Nian-El: Estoy en el plano 4.8 que es un plano maestro.

Laura: ¿Y en qué plano encarnó en esa vida?

Nian-El: Encarné en un plano 4.3. Así que estoy más alto conceptualmente vibrando que cuando encarné en ese rol hace 2000 de vuestros años.

Laura: ¿Y en cual desencarnó?

Nian-El: Desencarné en un plano 4.8 que es en el que me mantengo hoy.

Laura:  ¿Está encarnado actualmente?

Nian-El: No, no he vuelto a encarnar desde entonces.

Laura: ¿Y está planeando encarnar próximamente?

Nian-El: No. Me siento bien sirviendo desde mi plano y está bien así.

Laura: ¿Qué edad espiritual tiene?

Nian-El: Tengo una edad espiritual de 79 millones de años.

Laura: ¿Cuántas vidas ha tenido?

Nian-El: He tenido también curiosamente 79 vidas.

Laura: ¿Ha tenido más encarnaciones relevantes en este u otros mundos?

Nian-El: Ni siquiera considero relevante la encarnación que tuve como para decir algo así, ¿no? No tuve más encarnaciones relevantes y tampoco en ningún mundo. No creo que fuera relevante siquiera, no lo creo, aunque sí es cierto que siempre he encarnado tratando de cumplir servicio como bien explicaría mi hijo físico en ese rol como Jesús.

Laura: ¿En qué misión encarnó en esa vida?

Nian-El: En esa vida encarné con la misión precisamente de dar a luz, concebir a quien fuera Jesús. Necesitaba seguramente una base espiritual en el que yo le pude seguramente orientar desde mi humilde conocimiento. No tenía…no era letrada, no era ilustrada pero tenía bastante, bastante conocimiento sobre religión o teología, pero bueno está bien, vosotros lo llamaréis espiritualidad. Realmente son palabras que van de la mano. Siento que pude cumplir esa misión, evidentemente la pude cumplir, pero me han quedado grabados muchos engramas de esa encarnación: Engramas de incomprensión, engramas de pérdida, cuando yo pierdo a mi hijo…me implanto muchísimos engramas, muchísimos…cuando yo pierdo a quien fuera mi esposo también me grabo engramas…que ya pude descargarlo en una sesión anterior… afortunadamente gracias a vosotros descargué engramas. Siento que hay todavía bastantes engramas de esa vivencia. No me sentía comprendida, sentía que era un pequeño escollo, un pequeño estorbo para mi hijo porque es como que… sin quererlo ¿está bien? simplemente por el propio amor personal, propio amor de madre. Era como que lo limitaba, como que lo encorsetaba, como que lo encadenaba metafóricamente hablando ¿no? Como que tenía miedo de perderlo por lo que él hacía. Comprendiendo que aún era su misión… el amor personal en el plano físico, ya lo ha dicho el querido Johnakan-Ur-El, el querido maestro, el querido amado discípulo de mi hijo, sin duda alguna el amor personal es más fuerte en el plano físico que el amor impersonal, más fuerte. Y tal vez por ese mismo amor personal, era como que ponía trabas a mi hijo sin querer, y no me sentía comprendida. Era como que sentía que nadie comprendía lo que yo sentía desde mi rol como madre ¿no? Más allá de su misión y de que la gente entendía su misión y nadie me entendía a mí. Era como que todo el mundo me decía:- Pero trata de no ser tan posesiva, trata de alejarte, no personalices tanto…con otras palabras ¿no? el no personalices… Y era como que yo lo veía imposible. Era mi hijo y lo amaba y veía que iban a acabar con Él. Desde ya mucho tiempo yo le venía advirtiendo:- Hijo mío van a acabar contigo. Y entiendo que era su misión pero créeme que si hubiera podido evitarlo a la fuerza…me hubiera evitado que terminará con el final trágico con el que terminó, que me implantó muchos engramas. Le hubiera cerrado su misión, le hubiera cercenado su misión… Seguramente sí se la hubiera cercenado si hubiera podido. Si no llega a ser porque él tiene libre albedrío… yo hubiera podido hacer con él lo que yo quisiera. Mi querido José me decía, también tenía su amor de padre ¿no? Aunque fuera su padre adoptivo por decirlo de alguna manera, pero era como que me decía…él lo amaba mucho, pero era como que me decía: – Déjalo ir, es su misión, es lo que él siente que debe hacer, no lo limites, no seas una piedra más entre todas sus piedras en el camino. Y me ponía mal cuando hasta el querido José me ponía esas palabras ¿no? -¿Yo soy una piedra más en sus camino? Seguramente después lamentaba en profunda soledad, profunda soledad y me daba cuenta de que era así… y no, no. Voy a cortar aquí porque empezaría a contar toda la vida pero es porque de verdad tengo Engramas de eso y se me quedó grabado, es como que tengo ganas de poder expresarme.

Laura: Claro, yo creo que es totalmente comprensible ¿no? desde la postura de una madre el querer proteger a un hijo.

Nian-El: Sí pero tal vez era una piedra más en su camino. No lo vamos a debatir ahora porque nos vamos a ir con la vida y realmente tengo engramas con eso. Lo vamos a tocar si a ti te parece en otra sesión aparte que sea para eso.

Laura: De acuerdo.

Nian-El: Ya lo he pactado con el querido Lianam-El, que es tu querido 90% con quien tengo mucha afinidad.

Laura: De acuerdo. ¿Qué grado OT poseía su 10%?

Nian-El: Tenía un grado OT4. Era bastante elevado, pero tenemos que hablar de que se implantan muchos engramas en esa vida. Entonces de a poco ya los simples engramas se encargaron de, bueno los engramas del amor personal, era como que se encargaron de nublar un poquito esa idea ¿no? Era muy complicado, tenía tantos roles del ego, tantos roles del ego… y tú me dirás: ¿Si tienes tantos roles del ego como es que no bajaba de nivel tu thetán? Y yo diré porqué amaba profundamente impersonalmente a todo el mundo, y eso se lo transmitía directamente a mi thetán. Seguramente mi thetán no tenía ni un sólo rol del ego porque no podía haber estado en un plano cuatro, en un plano maestro, pero como 10% como María, tenía infinidad de roles del ego: Roles del ego de posesión, roles del ego de sobreprotección, roles del ego de querer imponer incluso mi verdad según en qué momentos…Tuve varias disputas directamente con mi querido hijo, varias disputas de verdad.

Laura: ¿Con qué maestros que nosotros conozcamos tiene mayor afinidad?

Nian-El: Con el querido Lianam-El, con el querido Johnakan,  por supuesto con mi querido hijo en esa vida claro, porque a nivel espiritual somos hermanos, incluso con el querido Ro-El-Van, el thetán de este querido receptáculo, incluso con Domanisel quien encarnara como la querida Miriam del pozo de Jacob. Lo voy a dejar ahí porque habrían más. Lo voy a dejar ahí

Laura: ¿Quien es su guía espiritual y su ángel guía?

Nian-El: Mi guía espiritual como ya supondrás es mi querido hijo en esa vida y mi ángel guía era el querido Gabriel, también lo supondrías.

Laura: ¿Quiere darnos algún mensaje para finalizar la entrevista?

Nian-El: Pues el único mensaje que quisiera dar es fuera de ese rol que tuve, no quiero hacer apología de la sobreprotección, los roles del ego personales, pero quiero romper una lanza a favor a eso y quiero criticar fuertemente las tantísimas escuelas espirituales que enseñan el desapego y que enseñan el amor impersonal puro. No está mal que enseñen el amor impersonal puro pero no denostando el amor personal. Creo que el amor personal es válido en el plano físico y si bien es cierto que con el apego se sufre, también se viven excelentes momentos. Si es cierto que hay 50% de emoción en ese amor personal pero la emoción está perfecta si está controlada. La emoción permite vivir excelentes momentos estando encarnados. Permite disfrutar en toda la plenitud con la otra parte, ya sea un hijo, ya sea una madre, ya sea un amigo, ya sea un hermano, ya sea una pareja…da lo mismo,  y no estoy de acuerdo en cancelar el amor personal en pos del amor impersonal. Creo que se puede sobrellevar las 2 cosas con equilibrio y creo que el apego no se debe perder. No creo que el desapego sea la clave. La clave está en apegarse equilibradamente, y aún apegándose equilibradamente vamos a sufrir, pero…¿Qué quedaría de nosotros si estando encarnados no sufriéramos por el apego? ¿Qué seríamos meros robots? Lanzo ahí la pregunta.

Gracias por convocarme querida hermana.

Laura: Gracias a usted por venir.

 


SESIONES RELACIONADAS:

Misterio sobre María de Nazaret 



Compartir