Sesión con el ángel Metatron

Medium: Raúl Caballero

Entidad: ángel Metatron

Interlocutor: Robert y Fer

Comenzó felicitándonos por nuestra labor de servicio para con el otro, y dio importancia a las entidades angélicas encarnadas en misión. Comentó que conceptúa que la mayor parte de los seres se enfocan en las cosas negativas, y explicó la tremenda importancia de vivir en positivo. Habló de su contacto permanente con las energías del plano 7, y se explayó en el tema.


 

Raúl: Vale, estamos reunidos y voy a intencionar por primera vez, supongo que es posible que, en la historia del Sol III, a la entidad angélica conocida como Metatrón.

Metatrón: ¡Gracias a todos por acogerme! ¡Por esperarme!

Fer: ¡Hola Metatrón!

Metatrón: Sí, soy yo. Quiero felicitaros a todos por la enorme labor de servicio y el compromiso que tenéis para el otro, eso lo primero de todo. Y realmente quiero dar importancia a las entidades angélicas que están encarnadas en vuestro mundo que, de alguna manera, están dándolo todo para poder cumplir con sus distintas misiones y no me interesa en este momento hablar de entidades angélicas que de alguna manera se han desviado de su camino, que también las hay y en decenas, porque entiendo que la mente reactiva está en cada uno de nosotros, por eso no quiero centrarme en eso, sino que quiero centrarme en felicitar del alguna manera figurativa a esas entidades angélicas que están permanentemente en servicio y cuyos 10% están comprometidos con el plano físico. Hay distintas entidades angélicas que son escritoras y que con sus escritos, ya sean escritos de autoayuda o ya sean escritos de novela o ya sean escritos de poesía, llegan a lo más profundo del ser que lo lee y se produce un despertar. Entidades angélicas que se encuentran en misión en distintas organizaciones, como distintas ONG o distintos centros para niños discapacitados o gente enferma terminal y de alguna manera aportan su granito de arena desinteresadamente. Esas entidades angélicas que de alguna manera sin hacer algo que para vosotros suene como especial, hacen lo más especial del mundo, que es escuchar al que necesita ser escuchado, alentar al que necesita ser alentado, socorrer al caído y esa es una labor tan o más importante como las otras mencionadas.

Robert: ¿Qué tal Metatrón? Habla Roberto, es un placer estar con usted. ¿Algo que le gustaría decir en particular, algún mensaje, aparte de lo que ya estabas diciendo, por supuesto?

Metatrón: Mi mensaje sería siempre… en distintas mentes conceptuales leo, “leo” es una palabra para vosotros, porque realmente nosotros no leemos, captamos, conceptuamos y conceptúo en distintas mentes que en todo ser hay siempre dos corrientes, la corriente positiva y la corriente negativa. Conceptúo que la mayor parte de seres se quedan siempre con la parte negativa y siempre nos afecta el recuerdo negativo y tendéis a olvidar el recuerdo positivo y tendéis a dar mayor importancia a los resultados negativos que a los resultados positivos y tendéis a dar mayor importancia a las experiencias negativas que a las positivas y desde aquí solo puedo decir enviando mucho amor y mucha luz a todos los que me estén escuchando, ya no que lo positivo tiene que sumar tanto como resta lo negativo, sino que lo positivo tiene que sumar más, porque lo positivo os hace más bien de lo que vuestros estudios o dicen. Cuando uno vive en positivo los chakras vibran fortalecidos, la mente despierta, las endorfinas al máximo, la persona se siente en un éxtasis que el 95% de los seres encarnados no han percibido nunca. No hace falta hablar de iluminación, no hace falta hablar de esos extremismos que muchas veces decís en pos de halagar a distintos maestros. El Maestro Siddartha, su mayor logro no fue ninguna iluminación, su mayor logro fue mantener el compromiso para con el otro sintiéndose 100% en éxtasis, 100% en euforia y priorizando lo positivo ante lo negativo. La mayor parte de vosotros, cuando priorizáis lo positivo ante lo negativo, que no suele ser frecuente, pero cuando eso pasa, automáticamente os sentís en compromiso con el otro. Os sentís bien vosotros y os lo trabajáis para vosotros, no lo compartís con el otro y no hay nada más hermoso que sentirse en euforia y eso fuera transmitírselo al otro porque de alguna manera estamos siendo cómplices con el bienestar del otro y entonces somos todos una unidad porque todos nos vamos a sentir bien y todos vamos a ser cómplices de que el de al lado se sienta bien y eso se convierte en unidad. ¿Sabéis eso como se llama?

En un mundo que vosotros conocéis como Antares IV se utiliza una técnica que se denomina “Técnica de Unidad”, la cual tiene como base lo que yo estoy explicando. Un hermano está en euforia, se reúnen hasta 20, 30 individuos y la euforia la van contagiando y la euforia llega a penetrar de tal manera que no solo son capaces de elevar los chakras y restablecer cualquier chakra dañado, cualquier chakra dañado en cuestión de nano segundos, sino que incluso consiguen elevar la parte espiritual de cada uno de ellos mediante esa luz, mediante esa vibración, mediante esa euforia y lo elevan de nivel, y es una sensación que le estoy transmitiendo en este mismo momento al querido receptáculo que no ha sentido nunca ningún ser prácticamente de nuestro mundo y que se cuentan en decenas los seres que lo sienten en Antares IV. Imaginad esa diferencia, porque aparte se potencia, cuando uno consigue gracias a la aportación de 49 personas más, se sienten en euforia, la persona se potencia por cada una de ella y se siente mejor y es una sensación que aún nosotros cuando enviamos luz a vuestros cuerpos causales no logramos alcanzar el estado que se alcanza con esa Técnica de Unidad.

Probadlo vosotros, tomaros de las manos, irradiad positivismo, energía y veréis como esa sensación se multiplica.

Robert: Sí.

Metatrón: Este querido receptáculo sabe a lo que me estoy refiriendo, no solo porque le estoy enviando la idea, sino porque ha llegado a aplicar esta técnica en algunas consultas y ha llegado a experimentar esa sensación, pero os aseguro que es algo de lo que no os vais a arrepentir. No me interesa venir aquí a la sesión para hablar de suicidios, para hablar de torturas, para hablar de guerras, para eso ya existen vuestros noticiarios.

Robert: Sí.

Metatrón: A mí no me sirve hablar de eso, a mí me interesa hablar de algo que normalmente no escucháis, que normalmente no leéis y que normalmente no veis. Me interesa hablar de amor, me interesa hablar de la armonía, me interesa hablar de la compasión. Y la compasión es muy distinta de la lástima, es muy distinta, porque la lástima proviene de los roles del ego, la compasión es un sentimiento extremo que se siente por la otra persona cuando se sabe que la otra persona no está bien. La lástima es una expresión de prácticamente, para utilizar una expresión vuestra, perdonar la vida del otro y es una emoción que proviene del ego, porque la lástima es una emoción, la compasión es un sentimiento y hay una diferencia grande entre lo que es sentimiento y lo que es emoción. El sentimiento siempre va a ser puro, en la emoción siempre va a haber ego.

Robert: ¿Metatrón le puedo hacer una consulta? Perdón le interrumpí.

Metatrón: Sí, sí, por supuesto.

Robert: Usted está en contacto con las energías del plano 7, ¿no es cierto?

Metatrón: Permanentemente.

Robert: Nosotros tenemos muy poco conocimiento con respecto a las distintas energías que habitan ese plano y las facultades que tienen, ¿quiere contarnos algo de eso?

Metatrón: Podría hablaros de la Energía Crística o la Energía Búdica, que son dos energías que vosotros conocéis muchísimo porque en vuestro mundo han sido las dos energías que mayor protagonismo han tenido y cuando hablo de protagonismo, je, no hablo de ego.

Robert: Está bien.

Metatrón: Pero no podría hablaros solamente de esas dos energías. No me interesa hablaros de las energías lúdicas, que son las únicas energías que son negativas, porque no me interesa -como he dicho antes- hablar de negatividad, me interesa hablar de positividad.

La Energía Crística es una energía que mucha gente la mitifica -sería la palabra- cuando realmente siempre está con vosotros, está siempre con cada uno de vosotros. Lo que sucede que se necesita tener oídos para escuchar, ojos para ver y -en este caso- antenitas conceptuales para captar, si se entiende la expresión, y muy poquita gente tiene esas antenitas. La mayor parte de gente vive en sus vidas cotidianas e ignoran que la Energía Crística se puede llegar a canalizar y la puede llegar a canalizar cualquier persona porque realmente no se precisa de tener ninguna facultad extrema para llegar a canalizar la Energía Crística. ¡No estoy hablado a lenguaje hablado! No estoy hablando de canalizar los conceptos de la Energía Crística, no hablo de eso. Yo hablo de canalizar la Energía Crística como Energía Crística, como energía. La Energía Crística no sirve para multiplicar los panes y los peces, no sirve para abrir puertas a universos paralelos, no sirve para resucitar a personas más o menos muertas, no, no es para eso la Energía Crística. Algunos le dan una imagen a la Energía Crística prácticamente milagrosa, ¡no! No hablamos de milagros, que es verdad que aparte, no existen, sino la falta de información, sino que de lo que se está hablando es de la pureza de esa energía, de la capacidad que tiene esa energía para transmutar lo negativo en positivo.

¿Sabéis una cosa? ¡La magia existe! En el plano físico la magia existe. No, no, no. No es esa magia ritualística, chamánica donde yo cojo un amuleto y me vuelvo en un aura protectora, ¡no! No se trata de esa magia donde yo cojo una varita mágica y salgo volando. La magia existe y es la capacidad de transmutar lo negativo en positivo y eso se consigue solo obteniendo la máxima despersonalización y entendiendo que el otro es un igual a nosotros. Yo como entidad angélica trato de prestar servicio, pero no desmerezco el servicio que trata de prestar una entidad angélica del 6.1, porque no está en mí el desmerecer, está en mí el alentar, el apoyar, el ser cómplice de lo positivo con el otro. Ser cómplice de lo positivo con el otro es muy correcto, para mí lo verdaderamente importante es utilizar la Energía Crística a favor y utilizar la Energía Crística a favor quiere decir aprender a transmutar lo negativo en positivo.

Robert: ¿Se puede hacer a través del reiki invocando a la Energía Crística? ¿Es una forma?

Metatrón: Sí, es una forma, es una forma totalmente válida, pero fuera del reiki, todo el mundo es capaz de incorporar la Energía Crística, solo que muy poquita gente lo sabe.

Robert: Claro.

Metatrón: Y la sensación de paz es enorme y es de lo que me interesa hablar. Estoy hablando de distintas técnicas que al fin y al cabo ayudan al ser encarnado a sentirse mejor, pero sentirse mejor en pos de uno mismo es estéril, solo funciona cuando uno mismo se siente bien y trata de compartirlo con los demás, porque solo con el compartir con el otro, solo de esa manera, solo, solo de esa manera nos volvemos uno con Eón, nos volvemos uno con el Padre, porque está en nuestra esencia brindarnos al otro, solo que en vuestro mundo especialmente ya lo habéis olvidado eso, ya lo habéis olvidado eso. Incluso diría que no sé si en algún momento lo habéis sabido lo que es eso, pero no me interesa centrarme en lo negativo, me interesa centrarme en lo positivo. Tenemos muchísimas energías positivas, está también la energía Pránica, que ayuda -entre otras cosas- a mejorar la parte física de la persona y tendríamos muchísimas energías, pero no me interesa el enfoque de energía conceptual como energía divina en sí, sino que me interesa el uso que vosotros le podéis dar a estas energías. Yo estoy en contacto permanente, no solo con las energías divinas, sino también con los Elohim. Estoy en contacto permanente con seres que vosotros prácticamente habéis considerado dioses a lo largo de vuestra existencia. Consigo comunicarme permanentemente con seres como Adonái y realmente son seres que vosotros mitificáis, pero también tienen mente reactiva y también se pueden equivocar y también se equivocan.

Robert: ¿Esto es una cualidad que usted tiene como ser angélico o todos los ángeles y espíritus pueden hacer lo mismo que usted?

Metatrón: Todas las entidades espirituales y todas las entidades angélicas pueden llegar a comunicarse con cualquier entidad de cualquier plano, básicamente consta en llamar a esa entidad de la misma manera que el receptáculo me llama a mí.

Robert: Comprendo.

Metatrón: Consiste en intencionar y todos podéis intencionar al Padre, todos podéis intencionar al Padre y está unas vibraciones por encima -¿no?, si hablamos de su esencia-, porque él es Todo, el Padre es Todo. El Padre es también el plano 1, pero cuando vosotros os comunicáis con su esencia de su ser, os estáis comunicando con una entidad que está por encima de todos los planos y ¡os estáis comunicando! ¿Cómo no vais a poder comunicaros con cualquier tipo de elohim o cualquier tipo de energía divina? Solo que la mayor parte de vosotros desconocéis cómo se hace.

Robert: Sí, y si yo quisiera, por ejemplo, invocar alguna energía divina por algún motivo en particular, ya sea por alguna enfermedad o simplemente una cuestión anímica, si yo no sé el nombre, ¿simplemente con pensar es suficiente?

Metatrón: Sí, por supuesto, solamente con intencionar, solamente con imaginar, con pensar. A veces puedes directamente incluso, imaginad el poder de la intención, porque muchos de vosotros desconocéis el poder de la intención hasta dónde llega, uno puede intencionar: 2Necesito que una energía divina me ayude en determinada situación”, y se va a presentar la energía divina que conozca más de ese tema. Por ejemplo, hay energías divinas… no quiero hablar de esto porque para vosotros que tenéis tanto desconocimiento puede sonar a milagro y no soy amigo de los milagros porque los milagros son desinformación, nunca información. Pero hay energías divinas que son capaces de llegar a curar distintos tumores malignos, ¡tumores! Y la persona puede llamar a esa energía que puede llegar a ayudarla sin llegar a conocerla, pero con esto nunca estoy eliminando el trabajo médico que es totalmente imprescindible, que nunca se malentienda.

Robert: Comprendo, obviamente va a depender también de que eso que está sucediendo no sea lo que tenga que suceder por algo en particular.

Metatrón: Obvio que si es un tema karmático se va a respetar, por ejemplo. De todos modos las energías divinas se habla muy poquito de ellas, pero las energías divinas están y están con vosotros. Se ve algo como muy mitificado, como unas energías que están en un plano muy elevado y bueno y nadie puede acceder, ¡pero no! Están con cada uno de vosotros, están. Aparte tienen una conceptualidad tan alta que son capaces de llegar a varias personas al mismo tiempo. Entonces pueden llegar a prestar un servicio múltiple.

Robert: Sí, hay mucho desconocimiento, mucho.

Metatrón: Yo, por ejemplo, como entidad angélica no he encarnado nunca, ¡no he encarnado nunca! Pero si yo encarnara, supusiéramos que tuviera algún tipo de memoria o pudiera llegar a captar perfectamente la parte angélica, podría como parte física canalizar cada una de las millones de energías divinas que hay porque me encuentro tan en contacto con ellas que tengo asimilada la vibración de cada una y eso es algo que dice mucho de cómo de fácil es llegar a captarlas, pero la gente lo desconoce, lo obvia y prefiere vivir en su día a día.

Robert: Yo creo que tal vez una sea lo que usted bien dijo y que es así, la falta de conocimiento y la otra es también, cuando se empieza a conocer, la falta de referencias. Nosotros necesitamos tener una referencia para poder darnos cuenta que pasa algo o no.

Metatrón: Sí, pero sobre todo yo percibo una enorme falta de interés y es como que la gente que tiene la información lo dejan a un lado de la mesa, no investigan a fondo, no intentan tener un contacto directo con las energías, sino que dicen: “Bueno, vale. Energía, plano 7”. Y bueno, lo dejan ahí apartado y no lo estudian y no lo trabajan y para mí es un placer si logro crear aunque sea el más mínimo interés en la gente, sería para mí ya un logro. Quiero de alguna manera deciros, recordaros una vez más el eterno compromiso y despedirme con todos vosotros porque la temperatura del receptáculo está muy, muy elevada. Muy, muy elevada. Quiero recordaros ese inmenso compromiso que tenéis y quiero deciros que nunca bajéis los brazos porque de alguna manera estoy siempre, siempre con cada uno de vosotros enviando un poquito de luz. Me podéis llamar siempre que queráis, estoy con cada uno de vosotros.

Robert: Muchas gracias.

Metatrón: Hasta todo momento.



Compartir