Confiar en terceras personas

29/03/13

De: Raúl Caballero

Interlocutores: Laura y Victor Firedol

Se explicó la importancia de ser prudentes cuando nos relacionamos, pues hay mucha gente hipócrita que podría engañarnos. Se explicaron algunas pautas a seguir cuando nos relacionamos para poder percatarse de quien es hipócrita y falso, por lo cual desconfiable, y quien se muestra como es.


Raúl Caballero: Bien, vamos a hablar sobre el tema de “confiar en terceras personas”.

En los tiempos que corren es realmente complicado poder distinguir digamos, sobre si una persona es o no es confiable. Sobre todo por la hipocresía que es la primera que causa la confusión en una persona, ¿no?
La gente va con máscaras, entonces es muy complicado distinguir quien va con máscaras y quien no va con máscaras.

Laura: Me gustaría añadir una cosa, en ocasiones incluso la máscara no es solamente hacia terceras personas sino que hay gente que incluso se engaña así mismo y se ve de la manera que quiere intentar demostrar creer aunque no lo sea, de esa manera.

Raúl Caballero: También es un punto, también es un punto. De hecho la hipocresía puede venir por dos factores, el primero de todos por la falta de autoestima de uno mismo, con el cual tiene que aparentar ser más de lo que es la persona o cree que es la persona. Y lo peor es que esa máscara a veces uno se lo cree el disfraz, ¿no? Se lo cree, y cree de verdad que es la persona del disfraz. Y la segunda parte de la hipocresía es por malas intenciones directamente, ¿no? Con intentar sacar algo a cambio en muchas ocasiones.

En el primer caso tiene mucho que ver en el miedo a mostrarse porque las personas, y más en la actualidad que tiempo atrás, mucho temor a mostrarse como son y que la gente los juzgue erróneamente, ¿no?

Laura: O que le hagan daño y por eso se ponen un caparazón.

Raúl Caballero: También. Hay gente que por el mismo temor de que les vaya a hacer daño, lo cual ya proviene de una baja autoestima porque ese temor de que le hagan daño, se creen vulnerables, se ven vulnerables así mismos.
Y por eso mismo que has comentado es la clave por el cual mucha gente cierra la posibilidad a personas por el temor a que le hagan daño cierra las puertas a una persona antes de conocerla
Entonces yo creo humildemente que no hay que cerrar las puertas a todo el mundo sino solamente a aquellos que creamos que son de verdad contaminantes o nos puedan hacer daño. Pero ¿Cómo diferenciamos eso, no? Es un punto.

Cómo diferenciamos realmente la persona que es contaminante de la persona que no es contaminante.
Hay varias maneras de poder diferenciarlo. Lo primero de todo es como se comporta la persona con la que estamos tratando. Si es una persona que se comporta de forma segura o de forma insegura. ¿Por qué digo esto? Porque la mayor parte de la hipocresía proviene de la inseguridad. Qué no necesariamente quiere decir que una persona insegura vaya a ser hipócrita, marquemos la diferencia. No quiere decir eso. Pero sí que la mayor parte de la hipocresía proviene de la propia inseguridad de la persona.
Y cuando una persona no sabe reconocer si la otra persona es o no es confiable es porque…
La persona que es hipócrita, jamás es confiable, la persona que utiliza máscaras y que utiliza trajes nunca es confiable. Nunca, no le busquéis más porque no es confiable, jamás.

Laura: ¿Pero cómo sabes que una persona esta siendo hipócrita?

Raúl Caballero: ¿Cómo sabes que una persona esta siendo hipócrita? Como estaba diciendo, uno de los factores principales es la inseguridad, que no siempre se da el caso. Por lo tanto no es el único factor en cuenta.

El segundo factor para descubrir que una persona está siendo hipócrita, tienes que conocer a la persona evidentemente, porque si no conoces a la persona y no tienes información de la persona es muy complicado saber si realmente la persona te está engañando o no te está engañando. Se necesita información sobre la persona.

Laura: Yo creo que una manera que he visto durante un tiempo, que puede ayudarnos a descubrir si una persona es hipócrita o no, es en la coherencia de los actos que realiza.

Raúl Caballero: Eso era otro punto a tratar.

Laura: O al menos, en la mayoría de los casos porque obviamente una persona más retorcida puede hacer que sus actos sean coherentes, pero al menos en la mayoría, yo creo que…

Raúl Caballero: Y eso era el otro punto. Una persona que es hipócrita por naturaleza no es coherente lo que dice. No es coherente ni lo que dice ni lo que hace. Se comporta de manera incoherente. Entonces, también se basa mucho por el sentido común. No existe una clave para poder decir si una persona es hipócrita o no es hipócrita sin conocerla. Sin conocerla a fondo.
Esa primera vista es muy complicado poder reconocer eso. Yo me atrevería a decir que imposible. Por eso se precisa de tiempo, y por eso se precisa de utilizar el sentido común para descubrir si realmente esa persona es coherente en sus actos y en lo que pregona o no lo es. Pero es realmente muy complicado. Insisto, sino se conoce a la persona no existe clave natural para poder conocerlo.

Y es por eso que mucha gente no se atreve a abrirse, ¿no? Porque tiene temor a que le hagan daño, ¿no? Gente que es hipócrita, que no va con intenciones claras, insegura. O incluso con gente que va directa pero que va directo a hacer daño, también.

Entonces, yo creo que hay que dar una oportunidad a terceras personas. Yo creo que la clave no está en saber quien es o no es hipócrita o en saber quien nos puede hacer daño o quien no nos puede hacer daño. La persona que va directa es mucho más fácil si va a hacer daño o no va a hacer daño porque directamente no se esconde. Lo complicado y por eso le he dado tantas vueltas es la persona que es hipócrita. Pero igualmente creo que las oportunidades que hay que dar a la gente hay que darlas siempre en función de: Uno estar seguro de uno mismo. Es también otra cosa que he comentado anteriormente.

El caso de estar seguro de uno mismo me refiero a: el no tener miedo a que a uno le hagan daño, ya consigue una fortaleza también. Porque como uno es fuerte, sabe que el otro no le puede hacer daño, ¿no?

La clave real pasa por marcar distancias dando una opción. Poner una barrera no real. Quiere decir, no abrirse 100% a una persona que uno no conoce, porque entonces es más fácil que a uno le dañe, ¿no? No abrirse 100% y bueno te doy todo y te invito hasta la cocina. NO. Pero tampoco negarle el acceso total, sino ir paso por paso, ir punto por punto.

Ir conociendo a la persona es la clave para dar una opción a la persona y si en el momento en que se ve que no es confiable, es hipócrita y no va con intenciones claras, directamente se le cierra la puerta.
No quiere decir que se le cierre la puerta a una persona insegura. No entendamos mal el mensaje, porque una persona insegura puede necesitar mucha ayuda y puede ser una persona auténtica, sino de cerrar la puerta a esas personas que la hipocresía la utilizan desde la inseguridad o directamente son hipócritas para sacar algo a cambio. Pero todo esto es siempre y absolutamente siempre dejando una distancia sobre la persona pero dándole opción e ir conociéndola poco a poco pero nunca contarle cosas íntimas o nunca darle una oportunidad clara de poder atacar.

Yo creo que esa persona es la auténticamente fuerte, la que es capaz de dar una oportunidad al otro sin exponerse directamente al peligro, porque tampoco el kamikaze es valiente, porque el kamikaze también esta tentando contra uno mismo, ¿no?

El kamikaze es el que ni siquiera piensa si le va a hacer daño o no le va a hacer daño. Directamente dice: bueno, te doy una oportunidad, ¿no? Y dice: no, no, es que yo soy fuerte, a mi no me puede dañar. Pero siempre hay una manera en que el otro puede dañar y entonces te va a dañar sí o sí otra persona, ¿no?
Si eres un kamikaze y te abres a cinco personas capaz una o dos no te dañan pero el resto te dañan. Entonces la forma más clara es ser prudente.

La prudencia es la clave de lo que estoy diciendo, ¿no? Ser prudente. Nunca abrirnos a una persona que terminamos de conocer, dar una opción de que se exprese, dar una opción de conocerla pero nunca dejándose uno caer, ¿no? Se diría encima de la otra persona porque capaz que el otro no te recoge sino que te deja caer. Esa sería la clave.

Entonces animo a la gente a que por lo menos intente dar una oportunidad a todo el mundo pero también animo a la gente a que no se dejen abofetear, que sean muy prudentes con todo el mundo con el que se desconoce porque por desgracia no todo el mundo es de confiar y eso lo aseguramos, ¿no?
Lo aseguro yo por lo menos que no todo el mundo es de confiar. Gracias por todo.



Compartir