Ética en las artes marciales

Los términos arte marcial, artes marciales y artes militares aluden a aquellas prácticas y tradiciones codificadas cuyo objetivo es someter o defenderse mediante la técnica. También se podrían definir como toda disciplina que sirve o ha servido como medio de defensa personal y de formación militar, incluyendo o no la lucha con armas, pero sin utilizar armas de fuego u otro armamento moderno.

 

Practicantes del arte marcial jiujitsu

 

Lo que diferencia a las artes marciales de la mera belicosidad o violencia física (peleas callejeras) es la organización de sus técnicas y tácticas en un sistema coherente, la adhesión a una filosofía de vida o código de conducta y la codificación de métodos efectivos comprobados de enseñanza. En la actualidad, las artes marciales se practican por diferentes razones, que incluyen la salud, la protección personal, el desarrollo personal, la disciplina mental, la forja del carácter y la autoconfianza.

 

Kalaripayattu, arte marcial de la India

 

Además, puesto que el significado estricto es el de ‘artes militares’, por extensión se aplica a todo tipo de forma de lucha cuerpo a cuerpo y al uso de armas tradicionales tales como el/la esgrima antigua. Por esta asociación con la lucha y con las armas, la práctica incluye conocimientos relativos a sistemas que hoy en día se han convertido en modalidades deportivas.

 

Competencia de esgrima moderna

 

Las artes marciales pueden ocasionalmente ser practicadas como deporte, en competencias y exhibiciones. Existen ciertas disciplinas relacionadas, sin propósitos de ataque o defensa, que a veces son considerados también como artes marciales, como algunas danzas folclóricas, gimnasias artísticas, ritos religiosos, juegos de entretenimiento y técnicas de meditación, concentración y relajación.

 

Capoeira, arte marcial afro-brasileño que combina facetas de danza, música y acrobacias, así como expresión corporal.

 

BENEFICIOS DE LAS ARTES MARCIALES 

Las artes marciales conllevan una serie de beneficios para quienes las practican, pudiendo llegar a cambiar todo un sistema de vida. Entre ellos podemos encontrar, reducción de peso, fortalecimiento muscular, control del equilibrio, coordinación y flexibilidad, entre muchos otros.

 

 

  1. Desarrolla y fortalece una vida disciplinada: Si de disciplina se trata, podemos asegurar con gran certeza, que las artes marciales han sobrevivido a través del tiempo, gracias a rigurosa disciplina. Esta disciplina, va desde la intensidad de cada entrenamiento hasta que vestimenta usar para los entrenamientos. El cumplimiento de todos estos rituales, hace que la persona que las practica se vuelva cada vez más disciplinado, no sólo en lo deportivo, sino que en todos los aspectos de su vida, ya que el entrenamiento abarca cuerpo y mente.
  2. Aumenta la seguridad en quienes las practican: Va aumentando la autoestima de la persona, al darse cuenta de que puede lograr metas que nunca antes se había planteado. Desarrolla la constancia y la paciencia, otorgando una seguridad cada vez mayor al perseguir un objetivo y limitar la frustración al requerir de una disciplina mental. A medida que aumenta la habilidad aumenta la seguridad, ya que la persona se ve capaz de afrontar situaciones que antes no podía. Además, es una herramienta de autodefensa en situaciones de riesgo que te permite aplicar soluciones de forma consciente y sin exceder los límites necesarios.

 

 

  1. Desarrolla la inteligencia: Ya que la práctica requiere concentración y el combate paciencia y atención. Las artes marciales ayudan a desarrollar la creatividad al exigir a la persona nuevas ideas para resolver una situación de combate o incluso inventar técnicas nuevas, lo cual mejora la conexión entre neuronas y genera nuevas conexiones. Al haber desarrollado la disciplina mental y aumentar, ayuda a resolver conflictos cotidianos con mayor templanza, lo cual ayuda a un pensamiento fluido y libre de miedos. Los auténticos artistas marciales son personas pacíficas, lo cual es muy inteligente.
  2. Mejora la salud y la calidad físicas: Genera un aumento de la masa muscular y evita su atrofia, así como también produce un desarrollo del sistema cardiovascular (hipertrofia el corazón y mejora la elasticidad y fortaleza de los vasos sanguíneos) y del sistema nervioso, evitando por lo tanto la aparición de gran cantidad de enfermedades.

 

Bruce Lee.

 

ARTES MARCIALES EN EL CINE

El cine de artes marciales es un subgénero cinematográfico cuya trama contiene escenas de lucha acrobática. Abarcan gran cantidad de estilos distintos. Este tipo de malabarismos despierta gran aceptación entre los espectadores de todo el mundo, originando una creciente cantidad de títulos que, pese a lo limitado de los presupuestos de producción, resultan rentables.

 

Scott Adkins, uno de los mayores especialistas en cine de artes marciales de la actualidad, conocido por la espectacularidad de sus escenas con movimientos acrobáticos.

 

Generalmente poseen un argumento simple, siendo más llamativas las complejas coreografías realizadas en dichas películas. En América es distinto al oriental ya que el argumento mayoritariamente trata sobre los temas de venganza dándoles un gran parecido al subgénero de las películas de acción. Sin embargo, las orientales llevan el argumento a nivel de un viaje tanto físico como psicológico del protagonista en busca de una verdad o algo semejante que lo ayude a mejorarse en términos de espiritualidad.

 

Jackie Chan, bien conocido por introducir un toque humorístico en sus famosas películas de artes marciales, su objetivo era diferenciarse de actores como Bruce Lee.

 

HISTORIA

La historia de las técnicas militares de lucha con y sin armas se remonta a los orígenes de la humanidad. A partir del siglo XIX, surge el concepto moderno de artes marciales. El origen del concepto de artes marciales está relacionado con la irrupción de la edad moderna en este de Asia en el siglo XIX.

 

El guerrero japonés Miyamoto Musashi (1584-1645), autor de El libro de los cinco anillos, sobre artes marciales. Luchaba con dos espadas de madera.

 

El nombre marcial proviene de Marte, el dios de la guerra romano. Las artes marciales orientales, en algunos casos, se practicaban en círculos cerrados o eran distintivas de una élite relacionada con la milicia y la nobleza, como fue el caso de los guerreros samurái, ​ y su contenido iba mucho más allá de lo que constituía el entrenamiento de las tropas.

 

Escena de la película Ronin 47.

 

En China y en Corea en el siglo XIX y comienzos del XX se veía con desprecio a las artes marciales y a sus practicantes, debido al auge del confucionismo, como parte de las políticas de estado. Eso debilitó el componente militar de la nación. Cuando las artes militares tradicionales perdieron su lugar crucial en el dominio de la sociedad y la defensa del país, se transformaron en una opción para el desarrollo físico y moral de la nación, con objeto de mejorar física y espiritualmente a la población, lo que ha contribuido a que se pierda gran parte del conocimiento de las aplicaciones prácticas de las mismas.

 

Rika Usami, karateka de renombre mundial destacada su maestría en katas.

 

ARTES MARCIALES ASIÁTICAS Y EL PACÍFICO

Las artes marciales asiáticas tienen miles de años de desarrollo, en el transcurso de los cuales han florecido cientos de escuelas y estilos. La enseñanza de las artes marciales en Asia ha seguido la tradición (tradicionales) cultural de aprendizaje maestro-discípulo que tiene su origen en la doctrina de Confucio. Los estudiantes reciben su instrucción en un sistema estrictamente jerárquico guiados por un maestro llamado Sensei en japonés, en chino Lao Shih; en cantonés sifu y sabonim en coreano. El instructor debe supervisar directamente el entrenamiento de los estudiantes y los estudiantes deben memorizar y recitar fielmente las reglas y las rutinas básicas de entrenamiento de la escuela.

 

 

No se tolera la discusión sobre los métodos de entrenamientos o los motivos y personalidad del instructor, ya que se considera que los aprendices no poseen suficiente familiaridad con los requisitos básicos de las artes para poder discernir con claridad. En cambio, se los alienta a repetir la aplicación en el entrenamiento de las formas y técnicas que se les van mostrando en escenarios cada vez más complejos.

En esta jerarquía “familiar” confucionista, aquellos que se han incorporado a la escuela de artes marciales antes del individuo son considerados sus hermanos y hermanas mayores, mientras que quienes lo hacen después son hermanas y hermanos menores. Los pares del instructor son los tíos y tías del estudiante, etc. Estas relaciones claramente definidas y basadas en la antigüedad se han diseñado para desarrollar intangibles tales como el buen carácter, la paciencia y la disciplina. Los estudiantes deben aprender su lugar adecuado en la jerarquía de la escuela para ver algo que vaya más allá de los ejercicios de condicionamiento más simples. Esto brinda seguridad a los instructores, el estudiantado y al propio estudiante.

Los estudiantes deben aprender cómo y por qué demostrar claramente su respeto por los demás y cómo seguir adecuadamente las indicaciones de sus instructores. Las escuelas tradicionales pretenden así brindar reglas de juego claras y brindar un contexto estable para la interacción con los profesores y estudiantes más avanzados, los pares y también los estudiantes menos avanzados. De esta manera todos, aunque no tengan una ventaja física especial, pueden beneficiarse del entrenamiento provisto por la escuela de artes marciales.

 

Mujeres practicantes de ninjutsu.

 

En algunos casos puede existir algún mecanismo de certificación en el cual las habilidades del luchador se pongan a prueba antes de avanzar a un nivel de estudio superior. En otros sistemas, especialmente en China, sólo se avanza cuando el maestro lo estima conveniente, luego de observar y evaluar personalmente por varios años la práctica del alumno. Este enfoque pedagógico, aunque es preservado y respetado en muchos estilos tradicionales, se ha visto debilitado y hasta rechazado por algunas escuelas, especialmente en Occidente.

ARTES MARCIALES EUROPEAS Y DE ORIENTE PRÓXIMO O MEDIO ORIENTE

Dado que la historia europea ha estado plagada de conflictos armados, se puede inferir que los pueblos sobrevivientes han desarrollado métodos de lucha particularmente efectivos. Sin embargo, la incorporación en la guerra de tecnología moderna a partir de la introducción de la pólvora ha hecho que en la instrucción militar se haga énfasis en la utilización de armas modernas, lo que excede la definición de un arte marcial.

 

Savate, arte marcial de origen francés.

 

El material original más antiguo escrito e ilustrado sobre las artes marciales europeas que se ha conservado data de los siglos XV y XVI. Ciertas artes marciales han sobrevivido, aunque con muchas transformaciones. Por ejemplo, la esgrima se ha convertido en un deporte. Algunos grupos intentan reconstruir el arte de la esgrima histórico a partir de los manuales de combate conservados, reviviendo estilos de lucha con espada y escudo, con mandoble, justas y otros tipos de combate en refriegas.

También se ha intentado recuperar el Pankration (pancracio) griego. Desafortunadamente se presenta la dificultad inherente en registrar por escrito los hechos esenciales de un arte marcial, por lo cual se tratan de cubrir las ambigüedades a partir de técnicas practicadas en la actualidad.

 

Escena de pancracio: el luchador de la derecha intenta reventar el ojo de su adversario. El árbitro interviene con un látigo para sancionar la falta. Kílix, 490-480 a. C.

 

Se siguen practicando activamente otras disciplinas que no utilizan armas como el boxeo inglés, la lucha libre y el savate francés. También se ha mantenido la práctica de artes marciales tradicionales propias de las culturas regionales europeas, como el palo canario. En ciertas circunstancias los deportes modernos presentan características que proceden de artes marciales, aunque sea difícil reconocerlas a simple vista. Por ejemplo, la gimnasia en el potro o caballete procede de la habilidad de un caballero de cambiar de posición y luchar eficientemente al ir montado a caballo. Lo mismo sucede con el lanzamiento de jabalina o de bala.

 

La gimnasia es un deporte derivado de las artes marciales.

 

Debe señalarse también la aparición de artes marciales modernas desarrolladas para el uso de las fuerzas armadas y de seguridad, como el kravmagá israelí o el sambo del ejército soviético. Con la difusión en Occidente de las Artes marciales de Asia y el Pacífico se han desarrollado en ciertos casos variantes nacionales de las disciplinas orientales.

 

Simulación de situación de combate, krav maga israelí.

 

CLASIFICACIÓN

Una de las clasificaciones generales de las artes marciales se divide en sistemas sin armas y sistemas con armas.

 

 

La mayoría de artes marciales están especializadas en un tipo de armas o un tipo de técnicas a mano desnuda (sin armas), pero algunas se declaran sistemas completos con y sin armas. Ejemplos de éstas son la mayoría de las artes marciales clásicas de China, como el kung-fu tipo shaolín o los estilos taoístas, algunas artes marciales japonesas como el ninjutsu, e incluso artes modernas como el Hapkido.

 

Exhibición de monjes shaolín.

 

Los sistemas con armas incluyen como armas principales:

  • El arco.
  • La lanza.
  • La espada.
  • Los bastones de diferentes longitudes, grosores y materiales.
  • Existen asimismo múltiples armas secundarias, como cadenas, mazas, hachas, cuchillos.

 

Aikido.

Las técnicas desarrolladas en los sistemas sin armas pueden consistir en golpes como: puñetazos, golpes de mano abierta, patadas o técnicas de lucha, como: agarres, luxaciones, estrangulaciones, proyecciones e inmovilizaciones, y pueden atender a la existencia o no de armadura de parte del oponente.

ACTUALIDAD

En la actualidad, las artes marciales tradicionales orientales aún incluyen la práctica de un código ético preciso que tiene sus raíces en las filosofías de Oriente, como el confucionismo chino, el sintoísmo japonés y el budismo zen. Además, algunas artes marciales, como el tai chi chuan, se preservan hoy día como una práctica para mejorar la salud física y mental.

 

 

El éxito de las artes marciales tradicionales, que surgieron como una re-interpretación de las artes militares históricas, propició que se recuperasen en diversas culturas los sistemas de lucha con y sin armas clásicas. Algunas artes marciales, y en particular las artes marciales originadas en China, en Japón y en Corea, van más allá de las aplicaciones físicas, e incluyen conocimientos de traumatología, regulación psicofísica (chi kung o qigong), terapéutica (acupuntura, digitopuntura, herboristería) y otras áreas relacionadas con la medicina china tradicional.

Esto es una extensión natural del arte marcial, debido a que, a un nivel avanzado, las técnicas sacan provecho de un detallado conocimiento de la fisiología y del funcionamiento energético en el organismo del adversario, con objeto de incrementar la eficiencia de las mismas, ya que conocer el funcionamiento del propio cuerpo y el del adversario puede ofrecer ventajas en el combate.

 

Arte marcial africano.

 

El imaginario popular asocia las artes marciales al Lejano Oriente, pero también se han desarrollado métodos de combate en Occidente, la América precolombina y el África.

ARTES MARCIALES MIXTAS

Se denomina artes marciales mixtas (conocidas frecuentemente por sus siglas en inglés, MMA, de mixed martial arts) a la combinación de técnicas provenientes de varias artes marciales tradicionales y modernas con el fin de emplearla para la competición en el deporte de combate, o para la defensa personal no armada.

 

 

El actual deporte de combate que permite el uso de artes marciales mixtas es el de mayor contacto que existe ya que permite tanto el uso de técnicas para pelear de pie como técnicas para pelear en el suelo provenientes de una gran variedad de otras disciplinas de combate y/o artes marciales como karate, kickboxing, boxeo, muay thai, judo, lucha libre, lucha grecorromana, jiu jitsu, jiu jitsu brasileño, wushu, san da, sambo, taekwondo, entre otras.

 

Técnica Twister procedente del Jiujitsu

 

En las MMA existe libertad para aplicar tácticas y técnicas de cualquier sistema de combate y/o arte marcial en dichos torneos siempre que no se violen las varias reglas como las divisiones por peso, varios golpes a mano abierta y el golpeo a zonas prohibidas.

 

El gran precursor de las MMA modernas, Bruce Lee

 

El precursor del reglamento actual de las MMA puede hallarse en sus primeros eventos, donde originalmente se promovían luchas con normas mínimas, con la intención de encontrar la disciplina marcial más efectiva para el combate cuerpo a cuerpo.​ Más tarde, los luchadores comenzaron a adoptar múltiples técnicas derivadas de las artes marciales en su estilo, lo que conllevó a la adopción de reglas adicionales destinadas a aumentar la seguridad de los competidores y promover su aceptación como deporte.

 

Boxeo vs lucha libre. Muhammad Ali vs. Antonio Inoki

 

En la actualidad, las artes marciales mixtas son un deporte, a la vez que un negocio.

ÉTICA 

La ética  es la rama de la filosofía que estudia lo correcto o equivocado del comportamiento humano, la moral, la virtud, el deber, la felicidad y el buen vivir.​ Además, tiene como centro de atención las acciones humanas y aquellos aspectos de las mismas que se relacionan con el bien, la virtud, el deber, la felicidad y la vida realizada. El estudio de la ética se remonta a los orígenes mismos de la filosofía en la Antigua Grecia, y su desarrollo histórico ha sido amplio y variado.

Pero, ¿son lícitas las artes marciales? ¿Cuándo? ¿Cómo? ¿Por qué? ¿Dónde está el límite? ¿Acarrea karma? ¿Es correcto lucrarse y hacer dinero de un espectáculo en el que dos personas se hacen daño? ¿Cuándo se cruza la línea de ser un arte a un acto aberrante? Son preguntas que se resolverán a continuación.

 

 


SESIÓN SOBRE LA ÉTICA EN LAS ARTES MARCIALES 

Médium: Raúl Caballero

Interlocutor: Adrián Tardío

Entidad: Ra-El-Dan (Espíritu de quien encarnara como Miyamoto Musashi

Sesión telepática en la que se resuelve la incógnita de si las artes marciales son realmente éticas y por qué.

Descargar


28/01/2018

Raúl: Soy  Raúl Caballero y estamos grabando una sesión donde vamos a intentar abordar el tema de las artes marciales y cuan ético es todo el tema de las artes marciales a todos los niveles.

Conmigo tengo a Adrián, que va a ser el interlocutor de la sesión, y le abro paso para que haga al principio una introducción.

Adrián: Bien, ¡pues comenzamos!

Los términos arte marcial, artes marciales y artes militares aluden a aquellas prácticas y tradiciones codificadas cuyo objetivo es someter o defenderse mediante la técnica. Hay varios estilos y escuelas de artes marciales, que habitualmente excluye el empleo de armas de fuego u otro tipo de armamento moderno.

Lo que diferencia a las artes marciales de la mera belicosidad o violencia física (peleas callejeras) es la organización de sus técnicas y tácticas en un sistema coherente, la adhesión a una filosofía de vida o código de conducta y la codificación de métodos efectivos comprobados en la antigüedad. En la actualidad, las artes marciales se practican por diferentes razones, que incluyen la salud, la protección personal, el desarrollo personal, la disciplina mental, la forja del carácter y la autoconfianza.

Además, puesto que el significado estricto es el de ‘artes militares’, por extensión se aplica a todo tipo de forma de lucha cuerpo a cuerpo y al uso de armas tradicionales tales como la esgrima antigua. Por esta asociación con la lucha y con las armas, la práctica incluye conocimientos relativos a sistemas que hoy en día se han convertido en modalidades deportivas.

Raúl: Perfecto, voy a intencionar para que los oyentes lo sepan al Maestro Ra-El-Dan, que es un maestro de quinto nivel, maestro de artes marciales en distintas vidas, y profesor de artes marciales de una modalidad específica en la actualidad, en su rol actual. ¡Comenzamos!

Ra-El-Dan: Gracias por haberme llamado a mí, y por confiar en mí en este momento.

Adrián: ¿Cómo estás, Ra-El-Dan?

Ra-El-Dan: Estoy perfecto y creo que es importante la sesión para que todo el mundo conozca los atributos y lo positivo de una disciplina que con el tiempo se ha ido ensuciando, o la han ido ensuciando, sería más acertado.

Adrián: ¿Quieres que pasemos directo a las preguntas, o tienes un mensaje más?

Ra-El-Dan: No, está bien. Con lo que he abierto ya la gente puede ir dándose cuenta por dónde van los tiros, como decís vosotros.

Adrián: Vale, perfecto, pues quisiéramos  hablar sobre la ética de las artes marciales, y en términos generales: ¿Practicar artes marciales es negativo?

Ra-El-Dan: No, las artes marciales son positivas. Además, ¿qué voy a decir yo que las amo pasionalmente? No, realmente es algo positivo, no estoy de acuerdo con el comentario que pueda decir que es algo neutro y que depende de cómo se utilice, aunque si bien estoy de acuerdo en que se puede utilizar de forma negativa, creo que en esencia las artes marciales son positivas. Fíjate que sirven para pulir el carácter, para templar el espíritu de la persona, para trabajar el respeto hacia el otro… Estamos hablando que las artes marciales solo puede ser positivas en todos los ámbitos.

Adrián: Muy bien, y ¿cuándo o en qué contexto sería  negativa la práctica de artes marciales?

Ra-El-Dan: Comienza a ser negativa cuando se salta la marcación establecida, o sea, antes pasaba más que ahora, ahora es como que es mucho menos frecuente, los senséis directamente establecían una marcación como para que no se excedieran unos ciertos límites, tiene que ver con no hacer daño al otro, es decir, tiene que haber una marcación, en el sentido de que: Primero, el arte marcial no se puede utilizar para más que para defenderse o para trabajarse a uno mismo. En el primer momento en el que se utiliza para dañar al otro, se está superando la marcación.

Muchos senséis, más antiguamente que ahora, que no quiere decir que ahora no haya senseis que respeten la marcación, pero más antes que ahora, existe esa marcación que directamente te dice: “no puedes superar este límite para hace daño al otro”. Superar el límite quiere decir cometer vergüenza contra uno, más que contra el otro, y tiene que ver con esa delgada línea  del karma que en el plano espiritual tenemos asimilado.

Es decir, resumiendo, las artes marciales son positivas porque permite a  la persona mejora su carácter, la noción del respecto y templar su propio espíritu en tanto y en cuanto se siga en torno a una marcación, en cuanto se supera esa marcación -que tiene que ver esa marcación con hacer daño al otro- por beneficio propio, que no es lo mismo que por defensa propia, es distinto, es cuando se elimina por decirlo de una manera esa parte positiva de las artes marciales y entra en ese karma.

Adrián: ¿A qué se refiere cuando dice templar o forjar un carácter más sólido, o la templanza? ¿Tiene que ver con la autoestima?

Ra-El-Dan: Tiene que ver con la autoestima, y tiene que ver con el autocontrol, que son dos palabras que hoy se ha perdido su auténtico significado. Incluso hoy en día se utiliza la palabra autoestima para designar a la persona que mínimamente se hace valer, aunque la persona misma no tenga dignidad, que sucede en muchos casos. “No, bueno, pero es una persona con autoestima, porque logró sacar sus estudios adelante”.

No, ¡ojo! Esa frase comúnmente utilizada en el día a día no designa realmente una persona con autoestima. La autoestima tiene que ver con primero de todo, conocerse a uno mismo, o sea, que la palabra autoestima está automáticamente  ligada a la palabra autoconocimiento. El autoconocimiento tiene que ver con el arte de conocerse a uno mismo, es un arte, es un auténtico arte. Tanto es un arte en el mundo espiritual, como es un arte en el plano físico. También es un arte para nosotros.

¿Cómo se llega al camino del autoconocimiento? Hay muchos caminos que te llevan al autoconocimiento, pero el autoconocimiento total solo se puede lograr en el plano físico conociéndose a uno mismo físicamente, conociendo nuestro propio cuerpo, o vuestro propio cuerpo, porque yo no tengo, ¿no? Vuestro vehículo, vuestro cuerpo, nosotros no tenemos cuerpo físico,  nuestro autoconocimiento pasa por otro lado en el plano espiritual, pero vosotros tenéis un cuerpo físico.

Hay muchos pseudos-espirituales que dicen “el cuerpo físico es sólo un instrumento que vamos a abandonar en el momento de la muerte”, es verdad ojo, eso no es una mentira “y por lo tanto”  -esta segunda parte de la frase es la que no es real-“ y por lo tanto tenemos que centrarnos en cultivar nuestro espíritu abandonando el cuerpo”. No, ojo, el cuerpo es un vehículo, pero primero de todo pasa por aceptarnos, aceptar que tenemos un vehículo, que tenemos un cuerpo, no vale con decir “bueno, me centro en mi mente”. No, el cuerpo existe, forma parte de nosotros y tenemos que aceptarlo, y me hablo totalmente en primera persona como para que lo entendáis.

Yo tengo un cuerpo, y yo tengo que alimentar ese cuerpo, yo tengo que cuidar ese cuerpo, y  hay muchas maneras de cuidarlo: si yo no lo alimento bien, no lo estoy cuidando bien, si yo no le doy el tiempo de descanso que necesita, tampoco, si yo me intoxico, tampoco estoy cuidando mi espíritu, porque cuidar el cuerpo automáticamente es cuidar el espíritu, pero no cuidar el espíritu automáticamente cuida al cuerpo. Quiere decir, el cuerpo es fundamental. Si tú al cuerpo le das buen alimento,  buen descanso, no lo intoxicas y tiene ejercicio, el cuerpo está sano, que el cuerpo esté sano…

Adrián: Permite el desarrollo de lo espiritual.

Ra-El-Dan: Claro, tiene mucha incidencia que el espíritu esté sano, que no tiene, que no es el único punto, porque luego si hay engramas y hay roles del ego no vamos a ninguna parte. Pero mediante el conocimiento de nuestro propio cuerpo, y eso ya son términos mayores, palabras mayores, estoy hablando conocimiento de nuestro propio cuerpo, ya no tiene nada que ver con alimentarlo bien, o dejarlo descansar bien, tiene que ver con conocer nuestras limitaciones físicas, conocernos, tanto espiritual, como anímica, como físicamente.

Cuando dominamos estas tres facetas, comenzamos  a conocernos realmente, y cuando comenzamos a conocernos realmente, comenzamos a conectar con nuestro thetán. Esto es real, por lo tanto, las artes marciales potencian la comunicación con nuestro thetán, directamente. Primero que las artes marciales son sanas, y provoca que el cuerpo físico esté sano. ¿De acuerdo?

Adrián: Sí.

Ra-El-Dan: Segundo, las artes marciales consiguen potenciar la autoestima de la persona, porque la persona comienza a conocerse, lo dije antes, el autoconocimiento primero, y luego viene la autoestima. Cuando se conoce la persona sabe sus puntos fuertes y sabe sus puntos débiles, gana en autoestima, porque se conoce, pero la autoestima comienza por el autoconocimiento, no termina en el autoconocimiento. Entonces vamos a seguir potenciando la autoestima, ¿cómo? Potenciando una cosa que se llama la seguridad. Si tú tienes seguridad en ti mismo, y eso la dan las artes marciales, porque si tú dominas una disciplina para tu defensa personal, aumenta tu autoestima porque aumenta tu capacidad de seguridad.

Adrián: Sí.

Ra-El-Dan: vamos a potenciar todavía más la autoestima. ¿Cómo? Nos conocemos, por lo tanto, automáticamente al conocernos, conocemos nuestras debilidades y nuestras fortalezas. Automáticamente nos cuidamos, nos amamos, y nos respetamos. Tenemos una seguridad en nosotros mismos y todo esto junto nos da una seguridad incluso en ámbitos de la vida que no tiene nada que ver con las artes marciales. La persona puede lograr tener autoestima y seguridad en ámbitos, en los cuales sabe, porque se conoce, que no son su punto fuerte y eso le puede llevar a convertir metas que normalmente podría no alcanzar. Fíjate hasta qué punto son importantes las artes marciales.

Adrián: Sí.

Ra-El-Dan: ¿Qué más? Templa el espíritu, porque la persona comienza a vivir desde otro lado, desde otra perspectiva, comienza a verse a sí misma, como algo ilusorio, para comenzar a entender el respeto por el contrincante, porque ves al otro como un igual a ti, es un reflejo de tu alma, un reflejo de tu espíritu y un reflejo de tu cuerpo. Con el respeto al contrincante, consigues el respeto en general y templas ese espíritu, porque consigues una cosa que se llama prudencia. El imprudente y tú lo sabes, no triunfa en las artes marciales, porque las artes marciales tiene que ver con la paciencia, mucha paciencia. Por lo tanto, las artes marciales templan a la persona.

Adrián: ¿Y A nivel engrámico, ayudaría a reducir los engramas, o ayudaría a superar los engramas?

Ra-El-Dan: Consigue un dominio total de los roles del ego, y puede llegar a tener un dominio alto de la mente reactiva, lo cual, si los engramas se graban desde la mente reactiva, podría evitar grabar engramas importantes, o reducir la importancia en los engramas que estén grabados. De ahí toda la importancia de las artes marciales, tienen mucha importancia. Por desgracia cada vez se está dejando de practicar más, y cada vez se utiliza más con fines lucrativos. De eso hablaremos después, que sé que tienes preguntas.

Adrián: Una persona que domina las artes marciales y se mete, por ejemplo, a un combate: ¿es capaz de no grabar engramas al recibir los golpes?

Ra-El-Dan: Es capaz de no grabar engramas al recibir los golpes, es capaz de lograrlo, pero para eso se necesita un dominio total y absoluto. Quiero decir, en la actualidad no hay nadie que sea capaz de eso, y sí que logró en cierta manera el famosísimo Bruce Lee tener un dominio total y absoluto del dolor, por lo cual, por lo tanto, logró tener un domino total y absoluto de los engramas que grababa. Lo cual no quiere decir que por otro lado no grabara engramas con las prácticas tan agresivas, los métodos tan agresivos de entrenamiento que utilizaba.

Adrián: , los cuales le mataron al final.

Ra-El-Dan: Claro, o sea, quiero decir que al final hay engramas asociados por otra parte. Quiere decir que tener un dominio total de no notar el dolor no quiere decir que no pueda grabar engramas por otro lado.

Adrián: ¿Está encarnado en la actualidad Bruce Lee?

Ra-El-Dan: Bueno, el querido Bruce Lee está encarnado en la actualidad, eso te lo puedo confirmar, pero esto es un tema que mejor lo vamos a dejar.

Adrián: Vale, vale. Ya lo has respondido un poco, pero bueno, ¿las artes marciales han logrado mejorar las vida de personas en la actualidad?, ¿y en la antigüedad? Porque en la antigüedad también se utilizaba con un fin bélico, como de guerra.

Ra-El-Dan: De hecho, te diría que en la antigüedad más que hoy, más que en la actualidad funcionaba, hoy hay muy pocos senseis, muy pocos expertos que dominen las artes marciales reales, esto es así. Hoy en día se dominan cuatro llaves y te haces llamar profesional. No tienes ningún entrenamiento del espíritu, de la mente. Anteriormente esto estaba mucho más promovido, sobretodo en tierras asiáticas.

Adrián: Sí, bueno a nivel de practicantes de artes marciales en este mundo, que le hayan dedicado tiempo de verdad, que no sean simples ocasionales, o que se saben cuatro llaves, ¿cuál es el porcentaje de seres en el  plano cuatro o cinco?

Ra-El-Dan: Aproximadamente el 70%, 75% están en planos o bien maestro o bien de luz, que es un porcentaje altísimo. Pero claro, tu pregunta tiene trampa, no quiero que quien me escuche diga: “Bueno, este siempre solamente habla bien de las artes marciales”. Ahora luego os emplazo a escuchar lo negativo, que tiene mucho. Pero tu pregunta tiene trampa, tú me preguntas gente que de verdad está instruida en las artes marciales, porque si de verdad habláramos de gente que se gana la vida con las artes marciales, ¡ja! Amigo, otra cosa sería. Porque el porcentaje apenas llegaría a un 1%.

Hay mucha gente que lucra con las supuestas artes marciales, pero son ocasionales, no son dominantes de las artes marciales, o las utiliza con fines bastantes dudosos, pero realmente gente que haya dado su cuerpo y su alma a lo que son las artes marciales, a dominarlas y entenderlas, aproximadamente el 75% están en planos muy elevados.

Adrián: Sí, y en el ámbito del deporte de competición como puede ser las artes marciales mixta, boxeo u otros. ¿Cuál es la parte positiva y la parte negativa? En general, pero también a nivel de engramas, y roles de ego tanto como para competidores, como para el público.

Ra-El-Dan: La parte positiva es que toda competición es positiva, en tanto y en cuanto la competición no se lleve a un extremo. A veces no se lleva a un extremo, no quiero que penséis “bueno siempre se lleva”. No, a veces no, a veces está bastante bien medido, pensad que hay muchos torneos, muchas competiciones que no aparecen en vuestra televisión diaria, no os penséis que,  tú lo sabes bien, pero lo digo para que le público que escuche lo entienda, no penséis que los torneos que hay, de disciplinas mixtas, de variables, tiene que ver todo con los espectáculos que veis por la televisión.

Se organizan torneos locales, torneos de muchas variantes, en eventos especiales, en cosas y están hechos con todo el amor del mundo y los participantes no exceden ningún límite, es muy positivo eso, es muy positivo. En tanto y cuanto se compita con equilibrio la competición consigue dos cosas: primero que las personas lo pasen bien, la gente  que lo ven, y segundo, que las personas que están compitiendo se conozcan mejor a sí mismas, porque si yo no compito contra otro, que es un reflejo mío, yo no puedo conocerme a mí mismo.

Realmente los auténticos profesionales dominantes de las artes marciales, toman la competición contra el otro, como una manera de competir contra ellos mismo, una manera de mejorarse a sí mismos, no una manera de hacer daño al otro, o de ganar dinero, o de ganar un premio. Que no está mal intentar ganar un torneo, porque si no estaría mal también el deportista que juega al fútbol o que juega al tenis que intenta ganar un torneo.

¿Qué es lo negativo? Aquí es donde entramos en bastantes cosas. Hay muchos intereses creados a niveles comerciales, empezando por ahí. La gente que organiza esto le importa, en todos los casos, le importa entre cero y nada, que la gente se haga daño, o incluso en algunos casos que hayan muertes, en casos aislados ¡ojo!, que hay engramas muy, muy serios, les importa nada todo esto.

Pero no solo hay intereses creados a nivel comerciales, sino también hay una lucha de poder dominante de roles del ego, uno quiere someter al otro para demostrar que es el mejor, no por competencia sana, sino para destrozar al otro, a veces incluso se alude a emociones tan negativas como la venganza, directamente lo que se busca es eso, someter al otro. El problema que es el karma que se generan los propios senseis, como ya comente antes, que permiten que sus discípulos se golpeen, se agredan sin límite de marcación alguna, como dije antes, el límite de marcación es importantísimo, sino hay marcación se permite cualquier animalada, cualquier cosa que se comporte como salvajes, y como animales, y el problema es que el 80%, el 90%, o 95% hoy, es eso.

Puedo contar con los dedos de las dos manos de este receptáculos, los dojos, los senséis, las disciplinas que de verdad se toman en serio el tema de templar el espíritu, de fomentar el respeto, de pulir el carácter, lamentablemente.

Adrián: Sí, ¿y eso que se ven en las películas de combates a muerte se da realmente?

Ra-El-Dan: No, no es algo muy, muy extremo, no es algo que se dé…

Adrián: ¿En círculos cerrados y privados?

Ra-El-Dan: No, no hay… Claro, pero ya no serían artes marciales, ¿no? ¿O sí? Te explico, hay pequeños círculos, pero muy, muy cerrados y en ambientes absolutamente demacrados, etc, que puede haber lucha a muerte con armas. Esto lo hay, pero claro, yo no lo englobaría en artes marciales. Creo que artes marciales va por otro lado, no puedes denominar a una agresión o una lucha callejera arte marcial, ¿me entiendes?

Adrián: Claro, no entraría dentro de la definición que yo he leído.

Ra-El-Dan: No entraría en la definición de lo que hablamos. O sea, si yo agarro con mi pandilla y hago un círculo mortal, y agarro navajas, y cadenas y no sé qué, y se empiezan a pegar hasta que se matan, esto no es un arte marcial, esto es una panda de salvajes pegándose. Entonces claro, hablaríamos de las peleas que hay en las discotecas, y diríamos: hay artes marciales, y eso no es un arte marcial, eso son salvajes pegándose. ¿Hablaríamos de artes marciales cuando en un campo de fútbol los ultras se empiezan a pegar? ¿Eso son artes marciales?

No, eso son dos grupos radicales matándose literalmente, eso no son artes marciales, lo que hablaríamos de artes marciales, eso a muerte no se da, no tiene nada que ver, son cosas de películas, no existe realmente y lo único que existe es que se llega a producirse alguna muerte ocasional precisamente porque no hay marcación en algunas competiciones, entonces a alguien se le puede ir la mano, pero el que se le va la mano, no lo estoy justificando, no quiere decir que se le va la mano sin querer, a veces se le va la mano sin querer evitarlo, para que me leas bien. Se deja llevar por el impulso, por la emoción, por ganar, por la competencia, por sentimientos, por emociones de venganza, y ¡ojo!, y lo mata, y genera un karma enorme, y baja de nivel, y lo apresan, y a veces hay casos de personas que luego han sido juzgadas.

Esto sí que pasa en competiciones y esto sí que son artes marciales, y lamentablemente esto pasa más a menudo ahora que antes, por eso dije lo de la marcación, la importancia que haya marcaciones. Me entristece mucho ver como senséis permiten eso a sus alumnos, o incluso lo incentivan.

Adrián: Esto va en relación también con la pregunta que tenía de si es ético lo que sucede dentro de la pista de combate.

Ra-El-Dan: Claro, ya respondí.

Adrián: Ya lo respondiste.

Ra-El-Dan: Es que hay un porcentaje muy alto que no es ético.

Adrián: Sí, y la siguiente pregunta sería: ¿debe permitirse que dos personas se hagan daño para el divertimento del público o por la satisfacción de la persona?

Ra-El-Dan: Yo ya dije que tiene que haber una marcación, si no hay una marcación no se debe permitir.

Adrián: Perfecto.

Ra-El-Dan: Primero de todo, primero de todo. Para no ensuciar el nombre de las artes marciales de verdad, para no ensuciar el nombre de los auténticos senseis.

Adrián: Ajá, y entrando en el terreno de las apuestas: ¿Es ético lucrarse viendo como personas se hacen daño?

Ra-El-Dan: No, obvio que no.

Adrián: ¿Aunque haya una marcación?

Ra-El-Dan: ¿Qué es lucrarse? También habría que definirlo bien, no es lo mismo ganar dinero como para cubrir costes de la competición y tener un plus, a directamente ganar cifras estratosféricas en apuestas, etc. Esto en ningún caso es lícito, tampoco lo es en deportes menos “agresivos”  -lo pongo  así entre comillas- como pueden ser: fútbol, baloncesto, etc.

Adrián: Vale. En cuanto a la defensa personal y aumentar el nivel de seguridad, incluso a nivel de salud sería muy positivo. Hemos dicho que practicar artes marciales en ese caso sí, totalmente.

Ra-El-Dan: Sí.

Adrián: Totalmente, está claro. ¿Son necesarias las artes marciales en la actualidad? Si se borrasen las artes marciales, ¿estaría bien o estaría mal?

Ra-El-Dan: No, necesarias no son, es un complemento que viene muy bien, o sea, no es imprescindible que todo el mundo conozca las artes marciales. Sí sería imprescindible que todo el mundo conociera Psicointegración, entiéndeme.  No es imprescindible, es otro camino que te conduce al autocontrol, otro camino, hay muchos caminos que te llevan ahí, es un camino. ¿Sería bueno eliminarlo? No, porque sería eliminar caminos, pero tampoco es necesario que todo el mundo sea experta en artes marciales, no es necesario.

Adrián: Está bien, y como conclusión: ¿Es ético practicar artes marciales?

Ra-El-Dan: Es ético en tanto y cuanto no se supere los límites de la marcación. ¡Ojo con esto! Cualquier persona que quiera comenzar a practicar mañana artes marciales, en cuanto vea algo negativo que supere la marcación que se salga del dojo en el que esté, que no se lo piense y que se salga, no solamente por su bien, sino por el bien de los demás. O sea, no puedes ser cómplice de actos hostiles.

Adrián: Perfecto maestro, ¡gracias!

Ra-El-Dan: Un placer, y todo el mundo a practicar las artes marciales sanas. ¡Hasta todo momento!

Adrián: ¡Gracias, maestro!

 


ENLACES RELACIONADOS:

Podcast de Tetra-El previo a la sesión en el que se debate sobre la ética de las artes marciales: https://tetra-el.org/podcast/temporada-2/podcast-2×04/

Misterio revelado sobre las muertes de Bruce Lee y su hijo Brandon Lee: https://tetra-el.org/mediumnidad/misterios-revelados/muertes-bruce-lee-y-brandon-lee/

BIBLIOGRAFÍA Y REFERENCIAS: 

Definición Arte Marcial I: http://enciclopedia.us.es/index.php/Arte_marcial

Definición Arte Marcial II: https://es.wikipedia.org/wiki/Arte_marcial

Tipos de artes marciales: https://es.wikipedia.org/wiki/Categor%C3%ADa:Tipos_de_artes_marciales

7 grandes beneficios de las artes marciales: https://sudandola.com/2016/10/20/7-grandes-beneficios-de-practicar-artes-marciales/

Artes Marciales Mixtas: https://es.wikipedia.org/wiki/Artes_marciales_mixtas

Qué es ética: https://es.wikipedia.org/wiki/%C3%89tica

Kata de karate femenino, Rika Usami: https://es.wikipedia.org/wiki/Artes_marciales_mixtas

Bruce Lee exhibiciones: https://www.youtube.com/watch?v=KVReT3i2vco

Bruce Lee exhibiciones II: https://www.youtube.com/watch?v=B0VQ0OFhJmI

Artes marciales del cine – Tributo a Jackie Chan: https://www.youtube.com/watch?v=XxYUorAnGnM

Artes marciales del cine – Tributo a Jackie Chan II: https://www.youtube.com/watch?v=ufNxxrASmLA

Mejores momentos campeonato mundial de Jiujitsu 2016: https://www.youtube.com/watch?v=Hi8aNk0aE7M

TOP BJJ & Grappling matches: https://www.youtube.com/watch?v=Mhbc65QoZY4

Tj Dillashaw Vs. Cody Garbrandt – Combate MMA: https://www.youtube.com/watch?v=m7SqbbbXLEU

Systema, el arte marcial ruso: https://es.wikipedia.org/wiki/Systema

Krav Magá, arte marcial del ejército israelí: https://es.wikipedia.org/wiki/Krav_mag%C3%A1

TOP 10 Artes marciales más extremas: https://www.youtube.com/watch?v=13Rr5i9FTEM&t=245s



Compartir